Potente tecnología para la cocina

Alta eficiencia
Las campanas con sistema de aire al exterior aspiran los vahos de la cocina y filtran, gracias al filtro de grasa, las partículas de grasa. El aire filtrado se evacuará de la cocina al exterior a través de un tubo de escape. Gracias al sistema de salida de aire al exterior, los olores y la humedad del aire sobrante se soltarán fuera de la cocina. Para que el aire pueda dirigirse hacia fuera, las campanas con sistema de aire al exterior emplean un orificio por la pared o una salida de techo. Es importante que, al mismo tiempo, haya una entrada de aire fresco, por ejemplo, una ventana abierta. Una campana extractora con sistema con salida del aire al exterior es perfecta para placas de gas y también cuando se va a usar frecuentemente una freidora, una parrilla o un wok. Estos electrodomésticos generan una carga importante de calor, grasa y vapor que se eliminan de forma eficaz gracias al sistema con salida del aire al exterior. Además, la placa de gas dispondrá del aire adicional que necesita, al mismo tiempo que recibe el oxígeno que necesita para la combustión.
Eficiencia energética y sencillez.
Las campanas con recirculación absorben los vahos de cocina y los depuran de grasa y partículas olorosas mediante filtros. El aire limpio vuelve a la habitación. Así se produce la recirculación de aire. Las campanas con recirculación no necesitan red de tuberías, ni orificios por la pared o salidas por el techo. Así, el montaje es mucho más fácil que en el caso de las campanas con sistema de salida de aire y muchas veces también es la única opción (como por ejemplo, edificios altos). Este tipo de campana es ideal para instalarlo encima de una placa eléctrica. En el caso de placas de gas, en las que se origina mucho calor, es preferible instalar una campana con sistema de salida de aire.
Características de equipamiento según modelo