Lavavajillas de tanque

Perfecto para el uso continuado
Una vez iniciado el enjuagador del depósito, el sistema está permanentemente listo para el uso. Se consigue haciendo que el lavavajillas mantenga la temperatura del agua de lavado permanentemente a 65 °C: para tiempos de funcionamiento extremadamente breves y los mejores resultados de limpieza.
Equipamiento según modelo: imágenes de ejemplo